Proceso, esa palabra que muchos uruguayos rechazan a la hora de hablar del proceso de selecciones que encabeza Óscar Washington Tabárez. Una palabra que según la Real Academia Española significa algo en el transcurso de un tiempo y una acción de ir hacia adelante, algo que esta selección ha hecho a lo largo de 10 años al frente del “maestro”, siempre se fue hacia adelante y nunca bajo los brazos, ni en los peores momentos. Esta es la tercer eliminatoria consecutiva que tiene a Tabárez al mando de la selección mayor en las dos anteriores se llegó al mundial gracias a la quinta plaza que permitió ir al repechaje y así clasificar a la cita futbolística más deseada y vista a nivel mundial. Lleva disputados 43 encuentros por clasificatorias al mundial y más de 160 dirigiendo a la selección en sus dos períodos.

En el camino a Rusia 2018 se llevan jugas 10 fechas y Uruguay se encuentra segundo con 20 puntos, apenas uno por detrás de Brasil que es el líder, no solo es eso, sino que de los 15 puntos disputados en el centenario, se ganaron los 15, anotando 14 goles y ninguno en contra. Mientras que de visitante se sacaron 5 puntos gracias a 2 empates y 1 triunfo, las únicas derrotas de estas eliminatorias fueron ante Ecuador y Argentina ambas con un gol de diferencia, la primera 2 a 1 y la segunda por 1 a 0, siendo la segunda selección más goleadora con 21 tantos y la menos vencida con apenas 7 goles. Hasta el momento Tabárez ha utilizado 21 jugadores.

Pero muchos siguen rechazando la manera de juego del equipo de Tabárez y que siempre se cite a los mismos jugadores y el recambio sea poco. Lo cual no es así, recambio hay, muchos jugadores con grandes participaciones a nivel de selecciones juveniles ya están siendo parte de la mayor, como el caso de Gastón Silva uno de los más recientes pero no hay que olvidarse que las bestias en la delantera que tiene Uruguay vienen jugando juntos hace más de 10 años, ya supieron compartir selecciones juveniles y estar juntos en el mundial sub 20 de Canadá, en 2007 donde la selección al mando de Gustavo Ferrín llego a los octavos de final donde perdió ante Estados Unidos, en el Mundial los celestes convirtieron 4 goles, 2 fueron de Cavani y 2 de Suarez, tantos años juntos se ven reflejados en su excelente relación y juego dentro de la cancha.

No es solo adelante, en el arco se ve a un Muslera consolidado como titular desde hace unos 7 años, siendo el arquero que más partidos disputo con la selección: 86. También esta el caso de Maximiliano Pereira que es el qué más partidos ha disputado en la historia alcanzando la impresionante cifra de 114 juegos, seguido por dos bestias más como lo son, el mejor jugador del mundial Sudáfrica 2010, Diego Forlán con 112 y del actual capitán Diego Godín con 104. Esto es la clara imagen de que Uruguay es un proceso y de que Tabárez no es un seleccionador sino que es un entrenador y ha formado con este Uruguay un plantel que ha hecho historia y que se ha metido a la gente en el bolsillo, siendo actualmente la selección que más entradas vende a nivel sudamericano. Los jugadores han pasado a ser ídolos y referentes de los jóvenes, después de un cuarto puesto soñado en Sudáfrica y la consagración al obtener la decimoquinta Copa América en Argentina 2011, siendo la selección más ganadora a nivel continental.

Volvamos al principio, los 20 puntos que ostenta Uruguay jugadas 10 fechas: Desde que se juegan en el régimen de todos contra todos es la primera vez que Uruguay llega a la línea de las 20 unidades con la mitad de las eliminatorias disputadas. La primera en disputarse de esta manera fue la que clasificaba a Francia 1998, en esa eliminatoria participaron 9 selecciones dado que Brasil por ser el actual campeón ya tenia el pasaje a Francia. En esa oportunidad después de 10 fechas Uruguay sumaba 13 unidades producto de 4 victorias, 1 empate y 5 derrotas. Esa eliminatoria la selección termino en la séptima posición con 21 unidades luego de 6 triunfos, 3 empates y 7 derrotas, recién se pudo pasar la barrera de los 20 en la última fecha, donde ya eliminado se le ganó a Ecuador por 5 a 3 en el Domingo Burgueño Miguel de la ciudad de Maldonado. Durante esa eliminatoria 3 fueron los entrenadores, ya venía desde el año 1994 y fue el DT campeón en la Copa América 1995 Héctor Núñez pero fue suplantado en 1996 por Juan Ahuntchain, que estuvo al frente durante un año para dejarle su lugar a Roque Gastón Máspoli. Se utilizaron 52 futbolistas distintos en los 16 partidos jugados.

Para la eliminatoria hacia Corea-Japón 2002 luego de 10 fechas se habían conseguido 15 puntos con 4 triunfos, 3 empates y 3 derrotas. La selección superó los 20 puntos en la fecha 16 luego del triunfo como local por 1 a 0 ante Brasil con gol de Federico Magallanes, esa eliminatoria Uruguay terminó quinto con 27 puntos y una diferencia de +6, lo que le permitió ir a un repechaje ante Australia y así lograr la tan ansiada clasificación a un mundial luego de 12 años. Los entrenadores fueron 2, Víctor Púa quien estuvo en el período 1998 – 1999 y volvió en 2001 luego de la decima fecha hasta la eliminación del mundial, en el medio el equipo fue dirigido por el argentino Daniel Passarella quien se encargó del equipo desde la primer fecha hasta la decima. Ambos entrenadores utilizaron en los 20 partidos rumbo al mundial (Contando los 2 del repechaje) a un total de 43 futbolistas.

En las eliminatorias hacia Alemania 2006 Uruguay terminó quinto con 25 unidades, perdiendo la chance de ir al mundial en el repechaje al ser eliminado por Australia. Cuando iban 10 fechas la selección celeste tenia 11 puntos con 3 victorias, 2 empates y 5 derrotas, para lograr llegar a la línea de los 20 puntos hubo que esperar hasta la decimosexta fecha luego de la victoria 3 a 2 ante Colombia en el Centenario. Juan Ramón Carrasco desde el año 2003 hasta el año 2004 fue el DT celeste, siendo cedido en su cargo luego de la dura derrota sufrida en el centenario ante Venezuela, ocupando su lugar Jorge Fossati hasta el final de la misma. Ambos entrenadores utilizaron un total de 49 jugadores luego de los 20 partidos disputados.

Luego llego el turno de Óscar Washington Tabárez quien asume el cargo en marzo de 2006 y llega con la idea de hacer de la selección un equipo, desde las juveniles hasta la mayor, que todos trabajen de la misma manera, un proceso que será, aunque a muchos les cueste asumirlo, exitoso. Luego de disputadas 10 fechas Uruguay tenía 13 puntos, 3 triunfos, 4 empates y 3 derrotas, la línea de los 20 puntos se superaría en la decimosexta fecha luego de la victoria 3 a 1 ante Colombia en el Centenario. Uruguay fue quinto con 25 puntos y clasificó al repechaje, esta vez ante Costa Rica. En los 20 encuentros el entrenador uso a 37 futbolistas, bajando ostensiblemente la cantidad de jugadores utilizados en eliminatorias anteriores.

Este comienzo del proceso dejo un cuarto puesto en Sudáfrica 2010, lo que volvió a poner a la selección charrúa en los primeros planos a nivel mundial, luego de la cita mundialista los jugadores fueron recibidos por una marea humana que los acompaño desde el aeropuerto hasta el Palacio Legislativo donde se los homenajeó por el logro conseguido, estar en semifinales de un mundial después de 30 años. Tan solo un año después del mundial Uruguay se quedo con la Copa América, liderados por Tabárez los celestes volvieron a demostrar que cuando se quieren hacer las cosas hay un solo camino, el trabajo acompañado por el tiempo y el esfuerzo puesto en cada pelota, en cada partido.

Para las eliminatorias de Brasil 2014 volvían a ser 9 equipos los participantes, dado que los norteños ya estaban clasificados por ser los anfitriones. En la decima fecha Uruguay tenía 12 puntos, 3 triunfos, 3 empates y 3 derrotas, (recordar que hay una fecha que Uruguay tiene libre), en la fecha 16 luego del partido ante Colombia y el triunfo por 2 a 0 los charrúas llegaban a 22 unidades. El equipo del “maestro” terminó la eliminatoria en quinto lugar con 25 puntos y fue al repechaje ante Jordania. La selección contó con la participación de 29 futbolistas en los 20 partidos disputados para la clasificación al mundial, la baja de 10 futbolistas menos que en la pasada eliminatoria da cuenta de que el “maestro” quiere formar un plantel que al juntarse así hayan pasado varios meses cada uno conozca como es su forma de entrenar y de jugar no solo del DT sino también de sus compañeros.

Estos han sido datos y estadísticas de lo que hemos vivido en las eliminatorias desde que se juega todos contra todos, visto por los puntos que hoy tiene Uruguay, la posición que ocupa en la tabla y los puntos necesarios para llegar al menos a un repechaje, hoy se esta mucho más cerca de Rusia de lo que muchos pensábamos que podía llegar a pasar y tenemos un equipo que ha armado el proceso, diseñado por una persona que como lo dijo él: “el camino es la recompensa”. Este presente nos invita a soñar con un futuro prometedor y porque no, llegar al mundial sin ser los últimos clasificados y soñar con que lo que pasó en Sudáfrica pueda